Qué es el transporte intermodal

El transporte multimodal o intermodal se define como el movimiento de mercancías en una misma unidad logística usando de manera sucesiva varios medios de transporte sin manipular la mercancía en los procesos de intercambio.

El transporte intermodal surgió de la necesidad del mercado empresarial debido a la innovación tecnológica y a rápida globalización que facilite la incursión en nuevos mercados, ya sea para las grandes o pequeñas empresas.

El transporte multimodal busca un mayor valor agregado por parte de los servicios, lo que implica que los transportistas se involucren y se conviertan en socios estratégicos en los procesos de transporte. La importancia radica en el hecho de que el comercio requiere de operaciones integradas que combinen medios de transporte y empresas que se encarguen de ello, lo que demanda no sólo logística adecuada, sino normativas y requisitos y la contratación de operadores locales.

Este tipo de transporte se emplea sólo para trayectos cortos, por ejemplo para llevar las mercancías hasta el ferrocarril, buque o para recoger la mercancía en el lugar de descarga; además, reduce las emisiones de CO2 y el consumo de energía por unidad de carga.

Al usar el ferrocarril en el transporte multimodal se garantiza la combinación más eficiente de medios de transporte, minimizando los tiempos perdidos o la necesidad de almacenaje en áreas intermedias; reduciendo congestiones viales, niveles de ruido y residuos de embalaje y empaquetado; garantizando ser un modelo de transporte más sostenible .

Gestado como recurso ante las necesidades del mercado, este tipo de transporte está marcado por los avances y la globalización, ya que requiere la adquisición de una visión integral del comercio y transporte. Así como la sostenibilidad, que debe ser un fin a la hora de integrarse a la planificación logística, que supone un papel importante a la hora de tomar decisiones en cómo transportar, diferenciando entre lo elemental y lo secundario. Además, la logística es fundamental para garantizar la fluidez y asegurar la perfecta coordinación entre diversos destinatarios, procurando la entrega de la mercancía al cliente a tiempo y forma.

Si estás considerando contratar un servicio de transporte intermodal ten en cuenta que éste replantea las estrategias logísticas, requiriendo que los transportistas evolucionen para tener conocimiento del mercado, ser responsables de la carga y contar con la capacidad de responder ante cualquier situación irregular.

Conoce más acerca de nuestros servicios

Recommended Posts